Archivo de la etiqueta: curiosidades

Etimología trucha

El sustantivo trucha, como todos en el mundo hispanoparlante lo saben, es ese pez de agua dulce que transita lagos y ríos e inquieta los sueños de los pescadores de mosca. En el lunfardo rioplatense, desde tiempos inmemoriales, también alude a la cara, al rostro de las personas: en El raje, una milonga de Juan D’Arienzo y Héctor Varela con letra de Carlos Waiss, el poeta increpa a su amada:

Por lo menos hoy estás
con la trucha bien cuidada,
te empilchás bastante armada,
y regular lo demás.

Ignoro cómo llegó la trucha a ser cara, imagino que por eso de que los peces suelen ser puro ojos y no parecen mucho más que un rostro con cola. En cambio, la evolución que me interesa y de la que hace años escuché una explicación verosímil es la de la transformación de aquél pez o este rostro en el adjetivo trucho/a, que como todo buen rioplatense sabe se aplica a lo falso, y en particular, a las falsificaciones berretas y a las mentiras torpes.
Sigue leyendo Etimología trucha

Trezidavomartiofobia

O dicho de manera más sencilla: miedo al martes 13. En otros lugares del mundo (en general, los países de habla inglesa, francesa, o portuguesa, o en el norte de Europa), la trezidavomartofobia no inquieta a nadie, pero sí la paraskavedekatriafobia, o sea el miedo al viernes 13.

Estas dos palabrejas remiten a formas especializadas de triscaidecafobia, es decir, miedo al número 13.
Sigue leyendo Trezidavomartiofobia

Qué fiaca…

…es lo que primero viene a la cabeza cuando uno se da cuenta que la última entrada en este blog data de hace un mes atrás. Y cuando pienso en la palabra fiaca, me acuerdo de una curiosidad que tuve durante muchos años y que Roberto Arlt -como no podía ser de otra manera- supo contestar.

Resulta que en estas costas del Río de la Plata, la fiaca se entiende como un desgano infinito e insuperable, mientras que en la costa de enfrente, como sabrá cualquiera que haya aprendido a hablar uruguayo básico, significa hambre, y no poca.
Sigue leyendo Qué fiaca…

Otra parábola de monos

De casualidad llegué a un relato muchas veces repetido acerca de un experimento con simios, de esos que tienen como objetivo comprender las conductas de los humanos a partir de la observación de estos peludos primos lejanos.

Recordé entonces un experimento que gustaba contar un querido amigo, el profesor de Economía Industrial Andrea Saba, de la Universidad La Sapienza de Roma, que él usaba para ilustrar la desmesura, avidez e improdutividad de las burocracias hipertrofiadas.
Sigue leyendo Otra parábola de monos